Pesquisar este blog

segunda-feira, 19 de março de 2012

Amor, placer, rabia y revolución

PRÓLOGO


Después de cartas y ensayos en lengua argentina y en lengua brasileña, después de un bildungsroman lésbico y de textos donde se revela poliamorosamente fiel a sus afectos y redes de solidaridad, marian pessah pretende abrirse a varias formas escriturales, jugando con las relaciones entre letras y significados, desde el deseo de impactarnos porque el presente continuo exige una rebelión ante las tristezas que engendra. Y así nos ofrece algo sin nombre aún, donde es coherente que las agujas del reloj se cansen de esperar y que el silencio invada el eco de la angustia.
Artivista, la que es vista desde el arte, se viste de arte y ejerce el arte de la vista. Activista del quehacer estético implícito en un deseo de cambio. Artista que enfrenta la censura del género, la que el patriarcado ha construido por siglos con delicados poemas, brutales represiones, calentaditas y reglas morales explícitamente restrictivas de los derechos al placer y al movimiento de las mujeres.
marian pessah se manifiesta artivista y lo es; nos sorprende una vez más. Esta fotógrafa argentina navega y usa la lengua para afirmar el viaje de una mujer en el dialogar con otras. Ama a las mujeres de su vida, ama sus esfuerzos y la belleza de sus actos de rebelión. No se avergüenza de la palabra amor, la exalta en palabras, fantasías y mensajes. Enseña que la rabia tiene motivos tal y como los tiene el amor. Por ello se hace escritora de las imágenes de los sentimientos y las llama hermanas: hermana coherencia, hermana libertad, hermana inseparable.
Poemas y otras manifestaciones lésbicas de un mundo que se aprende a nombrar con voz propia, se transforman en crónicas como manifiestos. marian encabeza la misión de transformar la sintaxis hasta afectar la lógica que la sostiene hasta despatriarcalizarla. Facilita así el autorreconocimiento de la amada que al mirarla la hace, a ella también, otra sí misma. Una letra K reiteradamente usada en lugar de la C manifiesta una posición gráfica del castellano cercana a la escritura callejera anarquista. Con variantes sobre el tema de la rabia, construye propuestas placenteras al amor y a la revolución.
El rescate de una vida de sentires sin nombre y deseos de construcción de colectivo es una tarea que ocurre en el tiempo perfecto de la actividad actual. Como quien durante cincuenta horas ríe, juega y charla, el punto de partida y la llegada de las acciones artísticas que dejan huella en la letra de marian se encuentran en el lenguaje sin complicaciones de la despalabrada, quien recuerda la tortura de la depilación y se pregunta por qué iba, qué voluntad la movía para ir, que hay de propio y de verdadero en la voluntad.
Una crónica, cercana al estilo de la reflexión enloquecida de una tarde a solas, relata las crisis de la feminidad atada a una letra, la a, la liberación de las tradiciones amorosas y las traiciones gramaticales. Otra menciona un escote y el momento en que se presenta a la vista. Finalmente, un poema a dos voces y dos grafías, parte fundamental del intersecarse de piezas literarias, permite apreciar el tiempo que se manifiesta como antes y después, pero se niega en la permanencia de los momentos del recuerdo y la afirmación.
marian pessah nos construye el telar y teje al mismo tiempo el ruido y la pacificación de nuestros pensamientos, corre por Meses que parecen siglos, cargando minutos que pesan piedras. Luego nos presenta un programa de liberación y ofrece un libro con que ir a la cama, si para desvelarse o dormir a las pocas palabras, nunca revela su finalidad.

Francesca Gargallo
Ciudad de México, 5 de marzo de 2012

4 comentários:

Lucia disse...

donde se consigue? Quiero un ejemplar!! Saludos y Exitos!!!

Anônimo disse...

¡te felicito Marian! pa' mi ya está todo dicho 'hacer o no hacer es la cuestión me pa' hasta que no hagamos la revolución en todos lados no hay vuelta pa' darle...

éxitos y abrazote

marian pessah disse...

todavía etsá en la gráfic,a pero en breve ya lo tendré. De todas formas podé sescribirme un correo y vemos dependiendo dónde estás, cómo te lo hago llegar, ya q la distribución será "a pedal".

gracias a las dos!
abrazos

.Fémina. disse...

Tu blog es precioso, María.

Bjs.